Lecciones aprendidas. Congreso Federal. #bases38

Tras más de dos meses de intensa actividad política desde una posición ajena a los cauces ordinarios, tenemos que analizar con tiempo todo lo que hemos conseguido y aquellas cosas en las que hemos fallado, tanto en el movimiento Bases en Red, como su posterior puesta en marcha real de las ideas con una candidatura que las defendía en el 38º Congreso Federal. Entre aciertos y fallos, sobre todo destacar lo que he aprendido y cómo mis ideas/valores personales pasan a formar parte de una conciencia colectiva de un grupo de compañerxs. Aunque este artículo sean mis reflexiones personales sobre estos dos meses de trabajo y el 38 Congreso, usaré un plural mayestático (sin representar a nadie, pero porque son opiniones compartidas con más gente)

1. Conciencia Colectiva como resultado

La primera conclusión, es mi reacción cuando me preguntan al relatar lo sucedido “Estamos orgullosos del trabajo realizado” por encima del habitual “Estoy contento/triste por un éxito/fracaso personal” Hemos generado un estado de opinión común, de un grupo de personas quizás minoritario, entre compañeros y compañeras que han entendido la necesidad de innovar en la manera de hacer política.

2. Ideas surgidas de la participación

Hemos demostrado que hay una manera diferente de praxis política, partiendo de la crítica a todos los elementos que fallaban en la organización independientemente de las filias/fobias de los responsables que sustentan a la organización. Primero nos hemos fijado en qué ideas eran necesarias para cambiar la organización y qué políticas las necesarias para poder poner al PSOE dentro del centro de la izquierda que ilusione a los ciudadanos. Además ha sido de manera colaborativa, en red (como modo organizativo, no solo por ser “virtual”), creando grupos de trabajo distribuidos por toda la geografía estatal, haciendo encuentros presenciales como el de Jun.

3. Medios de comunicación tradicionales vs. Redes Sociales

Una de las lecciones principales ha sido ver como la influencia de los medios de comunicacion habituales siguen encauzando las corrientes de opinión dentro del PSOE, entre su militancia, cargos orgánicos y base social electora, es decir la ciudanía progresista. En las redes sociales el debate sobre lo que los medios opinan es posterior a artículos o informaciones previas, por lo que se genera más ruido que un debate razonado.

El uso de los medios para influir en una campaña interna de un partido político, es razonado en medida de que tienen que ser los ciudadanos los que perciban los cambios que queremos hacer, para poder volverles a ilusionar. Pero si estas herramientas útiles se usan como altavoces internos, se corre el riesgo de generar tanto ruido que acalla cualquier matiz en las opiniones ajenas.

La escasa voluntad de hacer periodismo de investigación, la escasa repercusión de los actos dentro de la generalidad del partido (muchas veces dificultadas por la propia organización territorial) y la novedad que representábamos hicieron que mucho de los participantes en el congreso directamente no habían tenido conocimiento de lo que defendíamos. Quizás tampoco seamos una organización en la que sus integrantes representantes de la militancia en el congreso usen las redes sociales como elemento común (recordemos que ninguno de los dos candidatos es usuario digital avanzado, que la mayoría de delegados son cargos públicos/orgánicos que tampoco son usuarios personales de dichas redes, etc)

Los errores básicos que creo que cometimos:

  • Pensar que tendríamos apoyos para organizar actos por las direcciones de las  federaciones en mitad de la campaña por el Congreso. Representar una opción diferente genera más dudas que curiosidad entre dirigentes intermedios en las estructuras provinciales. Hay ejemplos, eso sí, de buena práctica eso sí entre diversas provincias con una acogida muy democrática de nuestro proyecto.
  • Creer que la info de las redes sociales llegarían a los delegados de las federaciones por las redes sociales para conseguir que conocieran el proyecto.
  • Creer que la militancia que apoyaba los postulados de Bases en Red seguiría con el mismo interés una vez que las dos grandes facciones entraron en sus campañas propias y tuvieran que posicionarse, tal y como es normal en estos procesos. Una vez más los medios masivos consiguen influenciar en la bipolaridad de la organización.

En la búsqueda de medios alternativos, sí que tengo que destacar a periodistas y lideres de opinión de los medios. Fernando Berlín (de Radiocable), un periodista con el que compartíamos origen (pocos medios, internet, actitud crítica), gente más crítica/polémica como Carlos Carnicero u otros medios locales y diferenciados (El digital de Madrid, Periodista Digital o Blogs como Gloria Bendita) han sido una ayuda muy valorable para intentar dar a conocer las principales ideas que defendíamos. También destacar las diferencias entre diversas agencias de prensa. Europapress me ha sorprendido por la calidad y transparencia de las informaciones que distribuye y por la búsqueda de noticias exhaustivas de lo que verdaderamente está sucediendo en la vida política. Otros medios masivos sí fueron cercanos, como Julia Otero. 24h de RTVE y la RTVA también fueron responsables.

4. Los resultados del 38 Congreso.

Tras la jornada de puesta en marcha del congreso y la posterior entrega de los avales por parte de las candidaturas. La noche había sido muy intensa en la búsqueda de los apoyos necesarios por parte de las candidaturas oficiales. Se tuvo la sensación entre los asistentes (compartida con muchos) que la candidatura de Carme Chacón, partía con el sentir de una parte algo mayor de la militancia (en mi propia percepción) pero menor entre los representantes elegidos para participar en el congreso. Sin duda es un punto destacable. El sistema de elección del Secretario General favorece a las estructuras orgánicas por encima de la representación del militante (la cual, no podremos medir de una forma objetiva hasta que no voten todos. Corrijo el artículo tras leer a Álvaro)

Tras los dos discursos de ambos candidatos, largos e intensos como el de Rubalcaba, repletos de retórica y dialéctica como el de Chacón, la tensión que se veía entre todos los integrantes del congreso (invitados, observadores, delegados y organización) iba creciendo y creciendo. El recuento accidentado por lo justo de la votación, la espera para el discurso del nuevo Secretario General, retrasaron todo el trabajo que quedaba aún.

Aquí hay que criticar abiertamente la situación que se creó: Las enmiendas principales que defendíamos, que realmente cambiarían el funcionamiento del partido, como la votación por sufragio universal de la militancia del Secretario General, la limitación de mandatos, una oficina del defensor del militante, etc. además de ser denegadas, fueron votadas en un plenario en el cual faltaban más de la mitad de los delegados. Es decir, que además de tener un sistema representativo a través de delegados elegidos en procesos locales y provinciales bajo una mirada sugestiva de las ejecutivas respectivas, estos delegados dejaron de ir al debate necesario y a la votación para discutir sobre el modelo de partido que queremos. Incluso delegados que públicamente defendían unas posturas, terminaron faltando a dicha votación. Hay que exigir una mayor responsabilidad en la actividad política.

Por último se eligió al equipo que acompañará a Rubalcaba para la tarea de encabezar el PSOE en estos tiempos de oposición absoluta a las políticas conservadoras del PP en todos los territorios. Además un equipo que lidere la ilusión de la militancia para poder conseguir más participación, decisiones más abiertas a la sociedad y una consistencia en el mensaje para volver a ser opción de Gobierno (por ejemplo en Andalucía y Asturias)

Este equipo cumple en parte solo con una de las dos necesidades básicas que requería. Tener capacidad de trabajar con contundencia frente a los retos que se avecinan (son el equipo básico de estos últimos tiempos cercanos a Rubalcaba) Hay muchos buenos perfiles pero alguno que se podría mejorar, aunque su elección será debida a la confianza con el Secretario General como suele ser práctica común. Tenemos que exigir meritocracia para nuestros representantes, para cada uno de los que están en una ejecutiva tan importante como la Federal.  Y la parte que no cumple, representar a todas las sensibilidades del partido. No son unas elecciones en las que el partido ganador tiene un modelo de gobierno ideológicamente contrario al perdedor. En un partido político, para ser global, dentro de la dirección deben estar representadas proporcionalmente dichas diferencias sutiles del mensaje socialista. Es un fallo por parte de las dos candidaturas, no haber elegido una ejecutiva representativa real del partido.

Conclusiones:

  • A un Congreso Federal con las normas actuales es prácticamente imposible de acceder para grupos de militancia de base con un mensaje diferenciador. Si no tienes apoyos entre las direcciones federales, es muy difícil conseguir el acceso para la participación. La carencia de medios imposibilita ganar esta opción por el conocimiento masivo de la opción dentro del partido y mucho menos de la ciudadanía.
  • Este sistema está acabado. Las presiones producidas sobre la organización en estos dos últimos meses no son sino un síntoma de que el sistema tiene un error grave. Si para conseguir competir por convencer, hacen falta más que ideas, es que estamos ante el fin del sistema en sí.
  • Salimos del Congreso con una dirección enrocada como estrategia. La capacidad de reconvertir el enrocamiento en una estrategia de apertura social será lo que haga que el PSOE tenga posibilidad de influir socialmente y ganar elecciones, o de seguir la deriva post-crisis.
  • El partido debe mostrar madurez y tolerancia democrática. Los que hayan tenido menos representación y crean que hay cosas que cambiar, trabajar mucho para hacerlo, en positivo, constructivamente y evitando caer en el pesimismo y la oposición interna. Es difícil de asimilar una derrota en un congreso tan tenso, pero dará mucha mejor visión global del partido si se consigue. Si es malo el análisis que hagan de los resultados, es vital que consigan afrontar una estrategia global de cambio entre los que consiguieron hacer una candidatura potente como la de Carme Chacón. Los que obtuvieron la representación de mayor número de delegados, el entorno del nuevo SG Rubalcaba, mostrar una tolerancia a la participación de todos y acabar con actitudes frentistas mostrando poca grandeza. Incluso el orgullo de afrentas tenidas mediante el congreso y previamente deben desaparecer si se quiere incluir a un 100% de la representación del partido en la nueva era. Serían inaceptables abusos de poder, ataques personales hacia compañeros, negar la participación por haber estado en otra candidatura, querer sacar partido orgánico/personal/económico por haber apoyado al candidato en el poder, etc.
  • Es posible hacer una política diferente. Basada en la inteligencia colectiva de un mayor número de personas que participan y se sienten implicadas. Hay que seguir la línea de la democratización del partido, responsabilidad de la actividad política y la vanguardia de las políticas progresivas para cambiar la sociedad. Seguiremos siendo vanguardia propositiva, buscaremos las herramientas y personas necesarias para que esta nueva forma de plantear la política sea representativa en el futuro.
Etiquetado , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: